miércoles, 30 de julio de 2008

Un Editorial de Orlando Barone


El futuro del Gobierno no tendrá rosas.

Por Orlando Barone.

¿Qué cosas va a hacer bien el Gobierno de ahora en adelante? ¿Quieren que se los diga? Ninguna. Para una gran parte de la Opinión Pública no va a hacer nada bien hasta tanto ya no sea gobierno. Está escrito. Y dicho. Para la gente ya negativamente convencida no hay forma de que este Gobierno emboque una. Su futuro no tendrá rosas. Si cambia el Indec va a ser tarde. Y si sincera la inflación - que ya todos conocen- van a decir que es peor que la que se sentía cuando se la ocultaba. Si les aumenta a los jubilados va a ser porque se lo ordenó la Corte Suprema y aún así no es el aumento que los jubilados se merecen. Si eleva el salario mínimo, se va a probar que es una miseria: y que no alcanza. El tema del Agro será insoluble. Hasta que sea elegido presidente alguien que pase por la prueba de La Sociedad Rural y del Agro. Cobos será el Gobierno paralelo. ¿Qué dijo Cobos? ¿Qué piensa Cobos, qué calla Cobos, qué está por hacer Cobos, qué no hace Cobos, qué le hacen a Cobos? En adelante el peronismo válido, será el peronismo antigobierno. Esos sí que será buenos aunque hasta ayer eran canallas. Y todo lo que tenga que ver con la letra K no estará más en el abecedario político. Si expulsaran a Moreno, quedaría D`Elía; si expulsaran a D´Elía quedaría De Vido; si expulsaran a De Vido sería poco. La máquina de expulsar debería funcionar en continuado. Alberto Fernández empezará a ser tratado como un modelo de conducta que renunció porque no lo dejaban ser bueno. Elisa Carrió, que acertó la profecía del mes de Julio, apurará la profecía de la creación del nuevo país que ella creará con su barro ético ayudada por algunos periodistas puros que ejercen en los puros grandes medios.
De ahora en más hasta los partidos de derecha descubrirán la injusticia y la pobreza por todos lados. Los consultores del parche en el ojo se lamentarán de que no se distribuya equitativamente la riqueza. Se escandalizarán recién ahora de que los ricos reciban los subsidios de los pobres. Se dieron cuenta después de disfrutarlos toda la vida. El rabino Bergman, el cardenal Bergoglio, la Federación de contries y barrios privados, y la Banca Morgan se espantarán del aumento de la miseria. Va a haber muchas estadísticas de desdicha argentina, y se van a difundir porcentajes de cómo decae nuestra calidad de vida comparada a la de Afganistán y Somalía.
Habrá alarmas de desabastecimiento de gas y de energía; y si no pasa nada, y sobran el gas y la energía, igual habrá alarma por las dudas. El Riachuelo contaminará como nunca. Castells se hará ganadero. Y la marca Vuitton aclarará que no es responsable de la conducta moral de sus usuarias. El gobierno deberá rogar de rodillas al espíritu santo que ningún avión de Aerolíneas Argentinas tenga ni siquiera un aterrizaje forzozo; y rogar todavía más para que el piloto Pineyro no encuentre una sola falla en los radares.
Cada vez que apuñalen a alguien habrá paros del gremio del apuñalado para que nunca más haya apuñalados de ningún gremio; y para que metan a todos los apuñaladores presos y no nazcan más asesinos que apuñalen. La culpa es no haber abolido el puñal y el asesinato. Y no abolir las ganas de asesinar en los sueños. Lo que sí se abolirá es toda buena noticia mientras siga este Gobierno. La Opinión Pública no quiere oírlas ni saberlas.


Orlando Barone
Fuente: http://www.continental.com.ar/

3 comentarios:

jose dijo...

Orlando ( el de los testiculos gigantes).
Hay que tener convicciones para escribir lo que escribes y decir lo que dices,es por eso -ademas de la finura y claridad conque expresas lo que piensas-que un grupo de amigos no perdemos tus intervenciones en 6,7,y 8 y nos indignamos con la casi torpeza ,rayana en la ignorancia, con que te interrumpe a veces,la morocha moderadora.Por favor,no claudiques ,porque estamos hartos de tantos, en los que creiamos y ahora los vemos claudicar malamente, con argumentos cuasi infantiles, en haras de vaya a saber que tipo de prebendas u oropeles
TE NECESITAMOS AHORA MAS QUE NUNCA
UN ABRAZO

Alicia M dijo...

Hace años que sigo a Orlando...con admiración por sus claras ideas, su inteligencia y su buen decir. Como se podría hacer, para que sus palabras sean oidas por más personas?Atascadas como están en este torbellino de malas ondas y proclamas de malos augurios...
No bajes nunca los brazos...querido Barone. No te merecemos...pero adelante!

qcancionq dijo...

orlandito, recuerdo muy bien tu reaccion contra Torcuato DItella en 678, se te cayo la mascara y se vio tu autoritarismo ,porq no compartia tus ideas, Basta de sanata