lunes, 5 de febrero de 2007

Diana Álvarez y un puñadito de letras


VACIO

Le crecieron alas
una noche alerta de nadie que dormía
Abrazó con ellas su imposible frío
La altura fue indefinida
Espectro de Ícaro
Angel descarnado
Arlequín abierto
Su espíritu
atisbó el designio
Almas despiadadas corrieron un velo



ETAPAS
I
En las miradas de cuarzo
los hipocampos percibieron los relámpagos


II
El mar absorbió
polvos de alas milenarias


III
Sirenas de Vía Láctea
anidaron firmamentos


IV
Soles perdurables
danzaron en la infinitud


V
En cósmica cascada
se agolparon arcos transparentes


VI

Las estrellas navegaron el Universo

VII
Giró el Pasado


VIII
La Eternidad fue Presente



REDENCIÓN


El pintó: “Silla en paisaje agredido”...
Ella, tradujo las formas.

Un sitio fantasma crece por la silla.


La mirada larga se detiene inerte
en la cruz violenta marcada en el piso:


dos maderos rojos
vacíos de Cristo.


Se recoge el alma.


Tras el sentimiento
el lugar herido
queda transformado...


El Dios invocado
resurge en lo humano.

Diana Álvarez
dalvarez@etcmagazineweb.com
www.etcmagazine.com.ar
www.dalcomunicacion.com.ar